Miro al cielo y llueve, las gotas me mojan , me siento libre, conectada con algo

sábado, 14 de mayo de 2011

Something sweet.

Nada... eso es lo que escribo... horas y horas delante de páginas en blanco, que terminan hechas una bola arrugada en la papelara si hay suerte, o cerca de ella si no tengo punteria...
El suelo se empieza a llenar de grandes copos de nieve consistente.
Subo el volumen de la música, más, más alto... sube el volumen, olvídate de todo.
Y después de un rato, me levanto, me dirijo a alguna parte de mi casa, sola, quizás a la cocina, al salón, en el patio, la azotea... da igual, todo está solo.
Pero por alguna simple razón termino en frente del espejo... mirando a esa chica tan conocida y tan extraña a la vez.
Sus ojos azules me miran, solo tiene la linea de los ojos pintada, sus mejillas están levemente rosadas en comparación al resto del blanquecino cutis.
Pero su expresión está cansada, quemada, dolorida... esperando a una mutilación, esperando con miedo a que la dañen, esperando a que él le diga que no le quiere, que hay otra mejor.
Mejor... quizás sea más alta, más delgada, más buena en la cama, que bese mejor, que tenga más dinero, que le vea más, que le prometa algo, que le diga que le quiere.
Y sólo es cuestión de tiempo que vuelva a pasar y ella lo sabe.

1 comentario: